martes, 3 de junio de 2008

Películas de Superhéroes: Secuelas y homenajes en 2004


Spider-Man 2 (2004)


Como ya había dicho, las secuelas de películas de superhéroes tienen la ventaja de que, como no se tiene que contar de nuevo el origen de protagonista, puede desarrollarse a los personajes y saltar directo a la acción.


"Spider-Man 2" supera por mucho a la primera entrega. No sólo los efectos especiales y las secuencias de acción son mucho mejores, sino que la historia es más interesante y los personajes se desarrollan mejor. Conocemos más de Peter Parker, sufrimos por su amor imposible con Mary Jane, porque tiene que decirle que no la ama, a pesar de que es la mujer de su vida, etc...


El Dr. Octopus es el mejor villano de la serie; uno se identifica con su trágica historia (todo en Marvel es tragedia) y lo mejor es que en vez de enfundirlo en espándex verde, el director decidió darle un aspecto más sobrio y al mismo tiempo más cool. Los efectos especiales de los brazos mecánicos son impecables y las coreografías de pelea sacan el máximo jugo a las capacidades especiales de ambos fenómenos (Hombre-Araña vs Doctor Pulpo).


La secuencia en los trenes no sólo es genial, sino que es muy conmovedora la parte en la que los pasajeros ayudan a Spidey. Conmovedor es también el final de Doc Ock cuya última frase es "me niego a morir como monstruo". Y hablando de tales, la secuencia en la que Doc Ock despierta con los brazos mecánicos y mata a todos los médicos es simplemente brillante, parece sacada de una película de monstruos, lo que nos recuerda los orígenes fílmicos de Sam Raimi.


"Spider-Man 2" es una cinta genial que nos deja además con un final de ¡Uay!, prometiéndonos la confrontación final entre Harry y Peter.


Hellboy (2004)



Padrísima. No conozco más del cómic que los crossovers que hizo con Batman, pero por lo que he oído decir a los fans, la película es bastante fiel a la historieta. De lo que sí sé es de literatura de horror y fantasía oscura, y disfruté con el eco que esta película hace de obras clásicas, en especial los guiños a la obra de Lovecraft. La actuación de Ron Perlman es suprema, la historia es muy inteligente, los villanos son muy interesantes, las secuencias de acción son sorprendentes y el sentido del humor es muy ingenioso.


Creo que ésta es un de la mejores películas de superhéroes que salieron esta década. Pero no se podía esperar menos del nerd mexicano por excelencia, sensei Guillermo del Toro. Ojalá algún día la trilogía quede completa.


Los Increíbles (2004)


Ya lo dije: es la mejor película de superhéroes de la década. Pixar sí que sabe hacer bien las cosas. Lejos de ser una película caricaturesca, "Los Increíbles" se siente como una épica superheroica al estilo de los cómics clásicos. La estética y los elementos de la película recuerda la era plateada de los cómics, en los que los superhéroes eran en verdad heroicos y brillantes.


La historia combina elementos de "Watchmen" con "Los 4 Fantásticos", y aún así crea una aventura única y original. En estos días no se han visto héroes tan humanos como Los Increíbles. Su randianismo subyacente no alcanza a arruinar una estupenda historia. En fin, todo lo que puedo decir de esta cinta son maravillas. Lástima el asqueroso doblaje con el que nos hicieron verla en México.

(Continuará)

2 comentarios:

m.Isaac.V.R. dijo...

Pero... no me dijiste de cuanto amor (monetario) estamos hablando, ni me diste más detalles, pero sí que se me antoja la magna fiesta.

Raúl H. Pérez dijo...

Así es.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails