lunes, 30 de noviembre de 2009

¿No hemos evolucionado para tomar leche?



Hola, amigos, estoy de vuelta después de 10 días. Ahora que en Mérida estamos celebrando a Sir Arthur Conan Doyle, vamos a honrar a Sherlock Holmes utiizando su herramienta más poderosa: la lógica. En este caso, discutiremos sobre un tema muy peculiar.


Últimamente he escuchado mucho que no deberíamos tomar leche de vaca. ¿La razón? Esta leche resulta dañina para nuestro organismo, debido a que no hemos evolucionado lo suficiente para digerirla. Las vacas fueron domesticadas hace menos de 12,000 años, y ello no es tiempo suficiente para que nuestro cuerpo evolucione para digerirla.


Éste resulta un argumento bastante fácil de echar por tierra. Pero antes debemos entender qué es la teoría de la ortogénesis. Esta teoría evolutiva no-darwiniana postula que existe en los organismos vivos una tendencia inherente hacia la perfección. Esta tendencia hace que con el paso de muchos años, los organismos se vayan transformando y convirtiendo en formas de vida cada vez más perfectas.



La famosa "marcha de progreso", representación artística concebida por el artista Rudolph Zallinger, que da una errónea cuan popular del concepto de evolución


Para la ortogénesis, la evolución de las especies es comparable al crecimiento de un individuo: así como el bebé está destinado a convertirse en adulto, así como la oruga está destinada a convertirse en mariposa, así como el renacuajo se convertirá en rana o el brote llegará a ser árbol, de la misma forma el mono estaba destinado a convertirse en hombre, el Eohippus estaba destinado a convertirse en caballo y el Ambolocetus estaba destinado a convertirse en ballena. Según la ortogénesis, así como un individuo va creciendo día a día, la especie va evolucionando con cada generación: el hijo del Eohippus será un poquitín menos Eohippus y más caballo que su padre, hasta que con el paso de millones de años, nazca un caballo.


Eohippus, el caballo de la aurora

¿Les parece lógico? ¿Sí? Ah... ¿no es eso gracioso? ¡PERO ESTÁN MAL! Dejaré que Wikipeda hable por mí:


"La hipótesis ortogenética comenzó a colapsar cuando se hizo claro que no podría explicar los patrones encontrados por paleontólogos en el registro de fósiles, el cual era no-lineal con muchas complicaciones. La hipótesis fue generalmente abandonada cuando no se econtró ningún mecanismo que explicaba el proceso, a diferencia de la teoría de la evolución por selección natural, la cual prevaleció. La síntesis evolutiva moderna, en la cual los mecanismos genéticos de la evolución fueron encontrados, refutaron la hipótesis totalmente. Entre más se entendía acerca de estos mecanismos se hizo obvio que no era posible que el recientemente descubierto mecanismo de la herencia pudiera tener dirección lineal prefijada."


Los fósiles de diferentes especies de brontoterios prehistóricos hicieron pensar que la evolución era un proceso linear, algo totalmente equivocado.



O séase, la ortogénesis no chambea. Ahora bien, cuando la gente oye de evolución, a menudo piensa en la ortogénesis. No es que piensen en la teoría en sí, cuyo nombre seguro ni conocen, sino que se imaginan que la evolución funciona más o menos como plantea la teoría de la ortogénesis. No es su culpa tampoco, yo mismo tenía esa idea, incluso cuando ya había salido de la prepa, y fueron mis lecturas (en especial del zoólogo Desmond Morris) las que me sacaron del error. La enseñanza de la ciencia en nuestro país está por los suelos... como la educación en general.


El caso es que muchas personas piensan que, así como los niños recién nacidos no pueden tomar jugo de fruta porque no sus cuerpos no se han desarrollado para procesarlo, así como los niños menores de 12 años no puden tomar cafeína o los adolescentes no deberían tomar alcohol, los seres humanos no hemos evolucionado para beber leche. Pero siguiendo esa lógica, los italianos no deberían haber tenido tiempo para comer tomate, ya que el tomate es originario de América y llegó a Europa hace no más de 500 años, que no es tiempo suficiente para que los italianos evolucionen...


En fin, sabemos que la teoría de la ortogénesis no funciona. ¿Qué si funciona? La selección natural. En la lucha por la subsistencia, los más aptos sobreviven y heredan sus características ventajosas a su decendencia. ¿Sabe usted porqué empezamos a tomar leche de vaca (o de cabra, burra, camella, yegua o lo que usted quiera)? Porque las madres morían dando a luz y había que alimentar de alguna forma al bebé, cuando no siempre había nodriza. Los niños capaces de digerir la leche de vaca (o cabra, o burra...) sobrevivían, crecían y tenían hijos con una alta probabilidad de poder digerir la leche de vaca. Los niños que no podían, se morían y ya. Así, en realidad habrían bastado pocas generaciones para tener a mucha gente capaz de tomar leche.


En América no hubo domesticación de grandes mamíferos, así que los indígenas americanos no tomaban leche, por lo cual no es de extrañar que tuvieran muchos problemas para digerirla, que heredaron a los habitantes de este bello continente, en especial a los que tienen un mayor componente indígena en su genotipo.


En mi experiencia, cuando una toma leche continuamente toda su vida, no tiene problemas, hasta que llega casi a la senectud y entonces ya no puede procesarla. Mientras eso sucede, me voy a comer un platote de cereal con leche. Mmm.



15 comentarios:

Pablo Cabañas dijo...

Ya decía yo que eso de la "ortogénesis" era el creacionismo disfrazado de evolución; uy, pues que bueno, por que me fascina tomar un frío vaso de leche chocolatada, jejejeje...

Pato Lacio dijo...

Chido!! hoy he aprendido algo nuevo... viva la lactosa!!

La Diabla dijo...

a mi me es dificil digerirla... quiere decir que soy no tan evoucionada?

oye, algo asi escuche sobre las muelas del juicio, dijeron que hoy en dia las muelas del juicio son un problema para todos ya que no tienen espacio y en la mayoria de los casos crecen chuecas o molstando a los demas dientes y hasta al oido, que debido a la evolucion pues son uno de los tantos resagos inservibles que tenemos los humanos.

"pues estan mal!!!" jajaja el personaje gordo de 2 perros tontos... ah que buena caricatura!

m. Isaac. V.R. dijo...

yo soy intolerante a la lactosa. Pero creo que es más parte de mi activismo en defensa de la intolerancia, que por evolución.

La ortogénesis es evolución leída con el ojo del orto.
He dicho.
¡Saludos Maik!

Dr. Dulcamara dijo...

Tienes razón, aunque tu lógica no evitará que siga pensando que la leche sabe feo, je.

Saludos

El Tipo dijo...

jajaja yo lo que quiero saber es la lógica que seguiste para escribir un post sobre la intolerancia a los lácteos jajaja debió realmente ser muy interesante...

Y pues que te diré? yo creo firmemente que soy el siguiente paso de la evolución humana... así que pues yo no soy intolerante más que a los panista y a los curitas pederastas... y hasta ahí no mas...

CHAKZ dijo...

oooh tiene bastante sentido

Eduardo Huchin dijo...

Mmm, resulta curioso que Conan Doyle, tras crear al maestro de la deducción, se haya tragado aquel asunto de las hadas. Buena cosa para postear.

Ego dijo...

Sí, es que Doyle, después de la muerte de su hijo, su esposa, su madre y su hermano (todos más o menos por la misma época) se deschavetó un poquito.

Kyuuketsuki dijo...

Tus argumentos me recordaron mucho a los de Desmond Morris en "El Mono Desnudo" para explicar las razones, pues, de básicamente todo el comportamiento humano. Al rato habrá locos que digan que la carne tampoco (de hecho los hay) y nada de origen animal, sin tener en cuenta que estos alimentos propiciaron que se evolucionara hacia la forma actual de homo sapiens.

Anónimo dijo...

Sorry Ego por meter mi comentario hasta este momento, espero puedas leerlo.
Creo que no había necesidad de checar la wikipedia para explicar las fallas de la ortogénesis. En la revista Cómo ves? viene explicado de manera aúnmás sencilla. Los dolores de espalda en los humanos son buena prueba de los fallos de la teoría. Llevamos miles de años de evolución y aún tenemos dolores de espalda, prueba de que aún no estamos suficientemente adaptados a estar erguidos...

Sir David von Templo dijo...

"¿No es eso gracioso? PERO ESTAN MAL" Vaya, ya ni recordaba esa caricatura.

Se ve que vez mucha tele Ego (no te regaño, de hecho yo también).

Balam Mandos dijo...

Hey Ego, te mando este "for the lulz" :D

http://estilos.prodigy.msn.com/tucasa/articulo-bbc.aspx?cp-documentid=23562683

Anónimo dijo...

Mas q evolucion tiene q ver con cuestiones de antigenos anticuerpos y proteinas... Q diga la evolucion lo q diga, como seres humanos no tenemos, por lo q la leche de vaca es, en comparacion con leche de otros mamiferos (y ni se diga la leche materna), muy alergenica. En especial si se introduce antes de q el cuerpo humano este lo suficiente desarrollado para tolerar el alto contenido de proteinas, lo q sucede con las leches de formula q se dan a los bebes, ocasionando problemas de atopia, como rinitis, bronquitis e incluso asma y, en casos mas severos, insuficiencia renal por la incapacidad del rinion de procesar las proteinas.

Lauri

Mammatesta dijo...

No, realmente porque somos la única especie que no desteta jamás, los únicos que tomamos leche de otro animal, no tenemos los microorganismos necesarios para procesarla. Las vacas tienen 4 estómagos, nosotros 1. A menos que tengas el poder mutante de que te salgan 3 estómagos. Además la leche que compras en el super, tiene hormonas que se les inyecta a las vacas.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails