jueves, 8 de noviembre de 2012

Sobre una muy pobre concepción de la riqueza



Una serie de reflexiones sobre los ricos y la riqueza ha estado dándome vueltas en la cabeza desde hace algún tiempo, especialmente desde Occupy Wall Street, y lo que se escribió y comentó al respecto, pero de forma más reciente, a partir de algunas lecturas con las que me topé hace poco. 

Una de ellas es del blog Acapulco70. La "Acapulca", como se le conoce en los Internetz, es una bloguera que aparenta ser inteligente y cultivada... hasta que de pronto se deschaveta y se pone apocalíptica y conspiranoica, diciendo cosas como que Chávez y Castro controlan toda América Latina y que el Social Forum es su arma para infiltrar Europa, o que si cae el Estado de Israel nada impedirá que los musulmanes lunáticos invadan Occidente y nos hagan vivir a todos como bestias, o que si Obama se reelegía nos enfrentaríamos a un choque de civilizaciones y al colapso del mundo occidental.

En fin, la entrada suya que me llamó más la atención en tiempos recientes se titula Por qué eres pobre. En ella trata de identificar la mentalidad y la actitud de las personas que tienen éxito económicamente, en contraste con las personas de clase media y la gente pobre. La tesis que defiende es que lo que hace al rico ser rico es su concepción misma de la riqueza, como algo se construye y que perdura, algo que sigue produciendo. En sus palabras, un pobre espera a tener dinero, ya sea consiguiendo un empleo bien pagado, o anhelando ganar una herencia o la lotería, mientras que el rico identifica las oportunidades para generar riqueza.

¿Qué es la riqueza? La riqueza es algo que se construye, que perdura en el tiempo, que se acumula, y que genera bienestar. El rico sabe que es mejor tener una empresa que genera 10 mil dólares mensuales que tener una maleta con un millón de dólares en efectivo. Sabe que comprar un terreno y construir una casa es generar riquezas, comprarse un piso no. La riqueza está en lo que construyes y lo que de allí se desprende. No es el dinero. El rico construye riquezas, el de clase media se aferra a su trabajo, el pobre fantasea con la lotería.

Otro ejemplo claro de esta misma premisa queda expresado en una entrada posterior:

Si tres personas no tienen nada y les das una naranja a cada una, lo que hace con ella es un problema de mentalidad. Dale una naranja a un pobre y se la come. Dale una naranja a uno de clase media y dividirá los gajos entre los meses del año para ahorrar. Dale una naranja a un rico: le quita la piel y las semillas, te vende la pulpa más cara, siembra las semillas, y con la piel se hace un té.

Básicamente, pobreza y riqueza son cualidades (¿innatas?) de las personas, y si se la da tiempo al tiempo, la vida se encargará de hacer rico a quien merecía en primer lugar ser rico, y dejar en la pobreza a quien pertenece allí. Lo que explica y justifica la riqueza de los ricos es su habilidad y talento para producir riquezas. Estas ideas de darwinismo social han sido rebatidas en miles de ocasiones y si están interesados en entender por qué son nociones engañosas y hasta peligrosas, no dejen de leer excelente artículo al respecto en Slate.




Este texto sintetiza muy bien una postura que ya me he encontrado en ocasiones anteriores, aunque de forma más dispersa, y por ello hizo conexiones en mi cerebro con otras cosas que ya había leído y reflexionado, lo que finalmente me llevó a escribir esta entrada, la cual no es precisamente una respuesta al texto de la Acapulca, sino más bien una invitación a reflexionar sobre toda una forma de pensar.

El otro texto que leí proviene de una revista satírica y se titula 6 Things Rich People Need to Stop Saying, acerca de ciertas actitudes de los magnates de Wall Street, que quedan reflejadas en su discurso, y que hablan de su falta de consciencia y de aprecio por el resto de los mortales. Ninguno de estos textos inició en mí el interés por el tema, ni las reflexiones al respecto, que ya traigo desde hace rato, sino que me dieron el empujón final para decidirme a escribir. El asunto ha sido manoseado mucho y por mucho tiempo desde diversas ideologías.

Existe la postura del capitalismo a la self-made man gringo y la ideología de Wall Street, que encuentra su máxima expresión en la filosofía de Ayn Rand, según la cual los ricos, en particular los empresarios ricos, son algo así como una clase de superhumanos que obtienen sus fortunas gracias a su inteligencia, habilidades, talentos y sobre todo, esfuerzo, que el resto de los demás, simios mediocres, no tenemos o no nos da la gana usar.




También encontramos la postura opuesta, que sostiene que TODOS los empresarios se han enriquecido simplemente a costa de la explotación, el despojo, la buena suerte y un sistema socioeconómico absolutamente corrupto, y que no hay nada en ellos de especial que justifique su caudal. Creo que la verdad, como la virtud aristotélica, se encuentra en un justo medio.

Desde luego que para hacerse rico como empresario, banquero, hombre de negocios o así por el estilo, hacer falta talento y esfuerzo. No dudo que un empresario que levanta un negocio pequeño y con el paso de los años lo convierte en una cadena millonaria, sea poseedor de habilidades y talentos, desde la capacidad de organización y administración, hasta la visión a futuro y la intuición para detectar buenas oportunidades.

[Antes de proseguir abro un paréntesis para hacer una aclaración: No voy a mencionar a los profesionistas independientes, como médicos, abogados o ingenieros, que no son ni empresarios ni empleados asalariados, y que pueden ser o no muy buenos y llegar o no a tener éxito económico. La razón es que cuando se trata este tema de la riqueza, los trabajadores, la actividad empresarial y demás, se suele dejar fuera a dichos profesionistas, y yo no quería traer más complicaciones al asunto. Por la misma razón, tampoco hablaré de los que se hacen ricos en la industria del espectáculo o el deporte.]

Y también sin duda los empresarios ricos amasan su fortuna trabajando mucho... Pero el problema, y la parte que puede ofender a mucha gente, es que cuando se dice que los ricos son ricos porque se partieron la madre trabajando, parecerían decir que el resto de los humanos somos sólo demasiado huevones o demasiado pendejos para hacerlo también. Entonces, yo me pregunto ¿una enfermera o un paramédico no trabajan mucho? ¿Un campesino o un albañil no se rompen la madre trabajando? ¿Un profesor de escuela o un investigador científico no sudan la gota gorda? ¿Un ama de casa o un médico haciendo voluntariado en África? Claro, en toda actividad humana hay personas negligentes y personas esforzadas, pero entre estas últimas hay muchas talentosas que se parten la madre en sus áreas de desempeño trabajando por años y no llegan a ser lo que decimos ricos.

¡Huevones!

Entonces, no es que los empresarios ricos (o corredores de bolsa, o así por estilo) lo sean porque se esfuerzan más que todos los que no son ricos, es simplemente que se dedican a una actividad que, en nuestra sociedad actual, recompensa su esfuerzo en forma de riqueza económica, a diferencia de las otras actividades a las que se dedican la mayoría de las personas.

Y no es que los que no tenemos interés en la administración de empresas, finanzas o negocios, o así por el estilo, estemos reclamando que queremos ser millonarios también. Digo, cualquiera que se mete al campo de batalla que es la docencia, o la investigación académica, o la creación literaria, sabe que no está ahí para hacerse rico (¡aunque voto a tal que hay muchas nobles ocupaciones que no son justamente retribuidas!). Obvio que no me tomo el tiempo y el esfuerzo de hacer este maldito Blog para recibir dinero (aunque, ¡hey!, se aceptan donativos...) Pero sí me puede ofender cuando insinúan que la única diferencia entre un empresario multimillonario y yo es que él se ha rajado la madre y yo he estado echando la hueva.

Ah, pero aquí reviran los defensores de la superioridad esencial del rico: no es solamente una cuestión de esfuerzo, sino que si la sociedad recompensa el esfuerzo en esa actividad, es porque dicha actividad es precisamente la que produce riquezas, genera empleos, crea innovación, echa al mundo a andar, y porque son ellos precisamente los que tienen la visión, el talento, el conjunto de habilidades necesarias para desempeñar dicha actividad. Es decir, lo que hace rico al empresario rico es que éste encontró las maneras de producir más riquezas.

Todos los demás podrán esforzarse mucho, pero sus esfuerzos no producirán algo duradero, algo que siga generando riquezas para las generaciones futuras. Como no tienen las habilidades del empresario, del hombre de negocios, del experto en finanzas, como no tienen la mentalidad del rico, como su actividad no es la que hace funcionar el mundo, no merecen más que quedarse en sus ocupaciones mediocres con sus ingresos igualmente mediocres.

Pero al decir eso, lo que nos están diciendo es que las habilidades y talentos de los empresarios millonarios son los únicos que merecen ser recompensados en esta sociedad, o por lo menos, que merecen una recompensa significativamente mayor que la de todos los demás. He visto esto antes (es decir, estudiando historia).

En otras épocas, en otros lugares y en otras culturas había ciertas actividades, que requerían cierto conjunto de talentos, en las que el esfuerzo invertido era recompensado mucho más que en otras. En una sociedad guerrera tribal, el conjunto las habilidades y talentos de un buen guerrero eran mejor recompensadas que las de, digamos, un buen ebanista. En la politiquería mexicana las aptitudes sociales (caerle bien a la gente, formar alianzas, saber cuándo ser leal y cuándo apuñalar por la espalda, lamer huevos, etcétera) son recompensadas mucho más que la honestidad, la preparación académica o la inteligencia.




Entonces, sucede que en el sistema socioeconómico en el que vivimos se recompensan el esfuerzo y las habilidades de quienes se dedican a ciertas actividades, en específico las actividades empresariales y financieras. ¿Pero son estas actividades, y las habilidades que se requieren para ejercerlas bien, tan especiales, extraordinarias, tan absolutamente esenciales para nuestra sociedad, tan propias de superhumanos y semidioses que merezcan ser recompensadas de la forma tan desproporcionada como sucede en la actualidad? Muchos argumentan que sí. Yo no estoy tan seguro.

A muchas personas, incluyendo muchos adinerados dueños de empresas, les falta hacer consciencia de algo importante: no son los ricos empresarios quienes, bendecidos con dones sobrenaturales por las musas del capitalismo, caminan entre nosotros los mortales, graciosamente generando riquezas como un faro que lo ilumina todo a su alrededor. No, hasta los más ricos empresarios dependen del resto.

En primer lugar están sus trabajadores. Y éste es un punto muy importante: los empleados de una empresa, desde los obreros de la fábrica hasta los oficinistas grises, también están produciendo riqueza. Sí, están produciendo riqueza para la empresa para la que trabajan. De hecho, los trabajadores producen más riqueza para su compañía del sueldo que reciben, o de lo contrario no funcionaría la cosa. O sea, no es que el dueño de la empresa, en su infinita bondad, esté permitiendo a los humanos inferiores recibir un poco del beneficio que generará su maravillosa creación. El empresario, sólo con sus esfuerzos, su visión, su creatividad, en fin, con su conjunto de habilidades, no podría hacer nada: necesita a sus empleados, con sus correspondientes esfuerzos y sus conjuntos de habilidades, para generar esa riqueza.

Esto es de lo que deberían tener consciencia todos los miembros de una sociedad, sobre todo los patrones y los trabajadores, y es en gran medida la idea que guía la lucha que los trabajadores desde tiempos de la Revolución Industrial: "¡Hey, patrón, tu riqueza no la haces tú solito, la hacemos todos, y por eso merecemos una justa proporción de la riqueza que esta compañía produce!".

Por otro lado, si bien cierto que el empresario es quien suele tener la iniciativa para emprender proyectos, la visión para identificar oportunidades, la capacidad de organización y administración y la habilidad para cerrar tratos, entre otras, tampoco es como si solamente esto produjera riquezas y empleos por sí mismos. El  dinero que reciba su empresa tendrá que venir de clientes, de personas que consuman los productos o servicios que ofrece su compañía. Y esos clientes serán, en su gran mayoría, personas asalariadas, es decir, que se ganan su sueldo produciendo riquezas para alguna otra compañía.

De igual forma, depende de forma directa o indirecta de los albañiles, plomeros, electricistas, carpinteros, herreros y demás trabajadores manuales ¿pues no son su conjunto de habilidades y conocimientos necesarios para nuestra sociedad? Y ultimadamente, todos dependemos de los agricultores que producen nuestra comida, pues todos podríamos sobrevivir sin iPads, automóviles y refrescos gasificados, pero nadie podría sobrevivir sin comida.

Rebatiendo la filosofía randiana en ocho viñetas


¿Que los empleados son fácilmente reemplazables? Moralmente, ninguna persona lo es. Funcionalmente, todas lo somos: igualmente podría haber llegado cualquier otra persona con buenas ideas y las habilidades adecuadas y echar a andar un proyecto que generara riquezas, produjera bienes y creara empleos. De hecho, es posible que existan empresas sin un solo dueño (las cooperativas), pero hasta ahora no pueden haber empresas sin trabajadores.

Es decir, los empresarios ricos necesitan categóricamente a todas las demás personas, como empleados, como clientes, como proveedores de servicios... aunque muchos los desdeñen por "tener mentalidad de pobres o de clase media" (o, en términos más familiares para nosotros: chacas, nacos, proles, etcétera) sólo porque no tienen los mismos conjuntos de habilidades que esos millonarios.

Hablando de lo cual, pasamos al siguiente punto: el de una muy pobre concepción que se tiene sobre la riqueza. Aquí se está cometiendo uno de los más terribles y nocivos errores conceptuales de nuestros tiempos: juzgar el valor de las actividades o habilidades de una persona con base en la cantidad de dinero que generan.

Si por riqueza entendemos solamente lo que puede cotizarse monetariamente por su valor de cambio, entonces estamos perdidos. Existen muchas actividades humanas que son valiosísimas para nuestra sociedad, pero que no producen ganancias económicas y que por lo tanto no son recompensadas con tales (y yo creo que quienes las realizan tampoco esperan que así sea...) Y ya ni siquiera estoy hablando de cosas abstractas y cursis como "el apoyo de tu familia", sino actividades que, cuando son realizadas por personas esforzadas y hábiles, de hecho contribuyen a que sociedades e individuos tengan una mejor calidad de vida.

´"Miren a esa mujer mediocre, condenada a aliviar el dolor de los más necesitados porque no tuvo la mentalidad necesaria para crear su propio emporio de comida rápida"

Como ya había dicho, enfermeras y paramédicos, por ejemplo. ¿Acaso su trabajo, cuando está bien hecho, no contribuye a brindar bienestar a las personas? ¿No es igual con los bomberos o los policías (policías de verdad, no como los panzones mexicanos), que brindan seguridad a los ciudadanos? No suelen ser muy adinerados que digamos.

Y los investigadores científicos o académicos, ¿no están generando riqueza, en la forma de conocimiento nuevo? Los filósofos y los intelectuales, ¿no generan riqueza en la forma de nuevas ideas, nuevas formas de pensar? Pero casi nunca son personas particularmente adineradas. Los profesores de todos los niveles, ¿no enriquecen esta sociedad al llevar los conocimientos y desarrollar las capacidades necesarias a los futuros miembros de la sociedad? Y las mujeres (u hombres), que se dedican sólo a atender a su hogar y a su familia, ¿son también seres inferiores? Y así podría seguir dando muchos ejemplos.

¿Qué van a decir entonces los que defienden la superioridad esencial del empresario rico? ¿Que estas personas no son ricas porque son perezosas? ¿Que porque no tienen la mentalidad empresarial  merecen ser considerados como personas menos realizadas? ¿O que sólo son simples recursos en manos de los seres superiores que sí tienen la visión para explotar sus habilidades y esfuerzos y convertirlos en algo que sí genere riquezas?

Eso sin mencionar otras actividades empresariales y financieras cuyo fin no es generar riqueza, sino acumularla desde diversas manos hacia unas pocas, como la especulación y la usura, y que sin embargo generan admiración y alabanzas para quienes se enriquecen con ellas. O a esas industrias que generan mucho dinero, pero destruyen al medio ambiente (como la tala industrial o la extracción petrolífera), o dañan a la sociedad.

Pero la cosa no termina ahí. Por supuesto que muchos empresarios son gente honesta y trabajadora, pero vámonos a los casos extremos, a los de gente asquerosamente rica, ese 1% contra el que los Okupas se han rebelado. Ahí encontramos no sólo que el esfuerzo y los talentos de personas que ejecutan acciones provechosas para la humanidad son desdeñadas porque "no generan de grandes riquezas", sino que además son premiadas ciertas conductas, actitudes y valores que en otros medios serían considerados antisociales, nocivos e incluso psicópatas.

En un artículo publicado en The Guardian, el autor George Monbiot lo explica con lucidez, citando a su vez un estudio psicológico que señala que muchos altos ejecutivos poseen desórdenes de personalidad propios de pacientes que han sido diagnosticados como psicópatas: habilidad para halagar y manipular a las personas, egocentrismo, una noción exagerada de merecerlo todo, prontitud para utilizar, incluso explotar a los demás y una atroz falta de empatía (son incapaces de ponerse en el lugar de los otros) y de consciencia sobre el mundo aparte de sus intereses.

El problema es que todas esas características, sin duda dañinas para una sociedad, son vistas en dichos círculos como virtudes, precisamente porque cuando a ellas se le suman otras habilidades (las del buen administrador, las del negociador carismático), resultan en la acumulación de riquezas. Como dice Conan más arriba, es el equivalente actual a "no tener piedad a la hora de masacrar a tus enemigos". O, como lo expresa el mismo Monbiot: "Si tienes tendencias psicópatas y naces en una familia pobre, vas al manicomio. Si tienes tendencias psicópatas y naces una familia rica, vas a la escuela de negocios".

Ningún texto sobre la maldad corporativa está completo sin una alusión a Lex Luthor

Vean a los narcotraficantes, por ejemplo. A fin de cuentas, el crimen organizado no es más que una actividad empresarial fuera de la ley. Sin duda el Chapo Guzmán se ha esforzado mucho en su trabajo, sin duda es un tipo excepcionalmente inteligente y talentoso, y sin duda su falta de misericordia y de empatía, su ambición desmedida, su convicción de merecerlo todo por encima de las leyes y de la ética le han permitido amasar su gran fortuna y construir su imperio, pero no son tipos como él los que queremos empoderar en nuestra sociedad, ¿o sí? Pues quizá la únicas diferencia entre el Chapo y el inescrupuloso director de una trasnacional superpoderosa es que la empresa del Chapo comercia con algo ilegal y entonces él tiene que recurrir a los comandos armados, mientras que al otro le bastan los superequipos de abogados.

Entonces, a partir de lo discutido podemos concluir algunas razones por las cuales no hay que apresurarse a construir un altar a Pepe y Toño:

1.- No es que un empresario (o banquero, corredor de bolsa, etcétera) se vuelva millonario sólo por ser más inteligente y más esforzado que los que no son millonarios. Mucha gente es hábil y se esfuerza mucho en su ocupación y no se hace rica. Lo que pasa es que los millonarios se dedican a una actividad en la que el talento y el esfuerzo son premiados por nuestro sistema socioeconómico actual mediante recompensas monetarias, de una forma en la que muy pocas de actividades lo son.

2.- No son los empresarios millonarios los que solitos y por sí mismos generan riqueza, producen bienes y crean empleos, sino que son un eslabón (uno importante, si se quiere, pero no el único ni uno irremplazable) en la cadena de la producción de todos esos beneficios, en la cual participan los esfuerzos y las habilidades de muchos otros seres humanos, en relaciones de mutua interdependencia. Si todos los miembros de nuestra sociedad (patrones, empleados, clientes...), adquirieran consciencia plena de ello, la riqueza producto de dicha cadena quizá sería distribuida con mayor justicia.



3.- No es que la actividad empresarial se recompense más porque sea la única valiosa o la más valiosa para el bienestar de las sociedades. Muchas actividades, cuando son realizadas por personas esforzadas y hábiles, contribuyen al bienestar de individuos, grupos y pueblos enteros, pero no reciben iguales recompensas económicas porque no sirven para generar ni acumular riquezas monetarias. Si nuestra sociedad modificara el criterio según el cual sólo se juzga como valioso lo que produce dinero, si se aprendiera a valorar los beneficios de esas otras actividades, quizá la distribución de la riqueza material sería diferente.

4.- No por el hecho de que ciertas habilidades, actitudes y conductas sean provechosas para que un individuo o grupo se enriquezca, significa que son igualmente benéficas para la sociedad en su conjunto. Las características psicológicas propias de un psicópata, que sin duda son dañinas para la sociedad, pueden ser muy útiles para alguien que sólo busca el beneficio económico y se encuentra en el medio social adecuado que premie dichas características. Cuando dejemos de aplaudir el enriquecimiento como un logro o una virtud en sí, quizá podamos perseguir metas que nos ayuden a superarnos como humanidad.

Entonces, señores adinerados pagados de sí mismos, y aspirantes a millonarios que defienden su derecho divino a toda costa: por favor empiecen a hacer consciencia de todo lo anterior, dejen de considerarse la sal de la tierra como lo hizo la nobleza en tiempos anteriores, dénle un poco de crédito a todos los demás y paren de menospreciar a aquéllos que no tienen las mismas aptitudes y no se dedican a las mismas actividades, pero que no por ello son menos inteligentes o trabajadores, y admitan que para el funcionamiento de una sociedad son necesarias todas sus partes...



...Excepto los ninjas, porque son putos.

33 comentarios:

Angel dijo...

Hay un texto que te recomiendo mucho, es de un tal Nacim Taleb (o como se escriba) se llama El cisne Negro, y no, no es en el que está basada la película, de hecho es más bien una coincidencia de traducción. Creo que te puede gustar e interesar. No sé donde lo puedes encontrar. Habla del azar y cómo, es mucho de azar también la riqueza pero no se empecina en regodearse de la pobreza, hace más bien un buen análisis del porqué los ricos se hacen ricos y porqué se hacen luego pobres (cuando...) Te sigo siguiendo y lo comparto.

Saludos

Angel dijo...

Hay un texto que te recomiendo mucho, es de un tal Nacim Taleb (o como se escriba) se llama El cisne Negro, y no, no es en el que está basada la película, de hecho es más bien una coincidencia de traducción. Creo que te puede gustar e interesar. No sé donde lo puedes encontrar. Habla del azar y cómo, es mucho de azar también la riqueza pero no se empecina en regodearse de la pobreza, hace más bien un buen análisis del porqué los ricos se hacen ricos y porqué se hacen luego pobres (cuando...) Te sigo siguiendo y lo comparto.

Saludos

Sir David von Templo dijo...

Excelente entrada... Nunca había podido expresar bien esas ideas... Lo tengo que compartir...

Saludos :)

Viajero Astral dijo...

Ergo, esta entrada me pareció interesante y muy acertada... hasta que llegué a la parte de los ninjas.

De ahora en adelante tendras que revisar bien tu doritorio y deberas dormir con un ojo abierto, porque te estaré esperando en las sombras (¬¬).

Viajero Astral dijo...

Fe de erratas: Ego (se me ha de aver ido "r" por error al picarle a la "e").

arg dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
arg dijo...

El poste es bastante largo así que ladrare algunos comentarios sueltos.
Los ocupas confunden el Capitalismo con el Capitalismo de cuates, es el equivalente a confundir la violación con la libertad sexual.
Creo entender que desde tu punto de vista el talento,las habilidades y sobre todo el esfuerzo no son el factor determinante para lograr ser Rico ¿Como te explicas que miles de personas que llegan como indocumentados a un País que no es el suyo, sin hablar el idioma de ese país en muy corto tiempo logren ser mas Ricos que miles de personas que nacieron en ese mismo País que hablan el idioma y que tiene mayor escolaridad?
Si el esfuerzo y las habilidades individuales no son el factor determinante para lograr ser Ricos ¿Como te explicas que existen escritores Ricos y escritores pobres? ¿Como te explicas que existen personas que viven de enseñar y son Ricos y otros que viven de enseñar son pobres?
Mi suegro fue trailero, en su juventud el y un amigo suyo eren empleados de la misma empresa, han pasado 50 años de eso mi suegro aun es pobre y su amigo murió siendo dueño de Transportes Castores y ahogado en dinero, si el talento y el esfuerzo individual no determinan quien logra ser Rico y quien muere pobre ¿como podrías explicarme este ultimo ejemplo?

Syous dijo...

Muy buen desarrollo de la idea de la riqueza, me sorprendio que conforme iba leyendo me llegaba la de idea de "pero hay que considerar que..." y precisamente lo desarrollabas mas adelante.

Saludos

Syous dijo...

Por cierto

Ninjas > Piratas

Maik Civeira dijo...

@arg: El movimiento de Occupy Wallstreet no se definen anticapitalistas, sino que están en contra del abuso de las corporaciones y bancos más poderosos. Relee la entrada: mi punto es que hay actividades en las cuales el esfuerzo y el talento no son tan bien recompensados como en otras, aunque también sean valiosas e importantes para nuestra sociedad.

Gracias a todos los demás por sus comentarios.

Maik Civeira dijo...

PD: Bécquer y Van Gogh murieron en la pobreza. Debían haber sido huevones o pendejos...

arg dijo...

Googleando "Occupy Wall Street" se pueden ver que en estas protestas había pancartas con " El Capitalismo no funciona" "El capitalismo es un error" y bastantes consignas similares, si eso no es ser anti-capitalista pues no se que es ser anti-capitalista.
En mi comentario mencione un par de actividades que se supone no son bien recompensadas no obstante hay personas que se dedican a esas actividades y son personas Ricas ¿Como te explicas eso? Mencione el ejemplo de mi suegro y su amigo de juventud, Dos personas que arrancan en igualdad de circunstancias en la misma actividad,en el mismo País,con las mismas reglas durante el mismo tiempo;al final uno de ellos es inmensamente rico y el otro es pobre ¿Como te explicas eso?
Soy de León Guanajuato,de entre las personas que hace 50 años se dedicaban a la fabricación de zapato en igualdad de circunstancias, hoy algunas son inmensamente ricos y otros inmensamente pobres, entre uno y otro muchos en distintos niveles ¿Como te explicas eso aplicando los razonamientos de tu post?

arg dijo...

No creo que Bécquer y Van Gogh fuesen estúpidos, probablemente huevones si, no lo se. Los padres adoptivos de Steve Jobs nunca tuvieron ni remotamente el dinero que el tenia al morir,hasta donde yo se el nunca heredo su fortuna ¿fue Steve Jobs un ladron?

Maik Civeira dijo...

SObre los Occupy, me refería a los documentos que se han escrito y a las entrevistas que sus voceros han dado, pero bueno, eso es punto y aparte, porque en el movimiento hay de todo.

Los ejemplos que mencionas (fabricantes de zapatos, dueño de compañía de transportes) nos regresan a lo mismo: son actividades empresariales.

¿Quién vive de enseñar y se vuelve rico por eso? Más bien, hay personas que se enriquecieron y luego se dedican a la enseñanza (hay maestros de grandes universidades que ganan muy bien, pero ninguno al nivel de lo que gana el director de una gran corporación).

Sobre tu suegro, yo qué sé. Igual y sí tu suegro era demasiado obtuso o demasiado despilfarrador y no le echaba ganas a su trabajo y su amigo sí le talacheó. No lo sé. En ningún momento he dicho que eso no fuera posible.

Yo no he dicho que los ricos sean todos ladrones, no he dicho que el trabajo y el talento no estén detrás del enriquecimiento. Si me estás argumentando con eso, está claro que no entendiste la entrada y te invito a leerla de nuevo hasta que le captes.

¡Bécquer y Van Gogh eran huevones! ¡Ésa si está buena! No, lo que pasó es que no eran buenos vendedores de su obra (en el caso de Van Gogh, es que estaba muy adelantado a su tiempo). Es decir, eran artistas talentosos y muy esforzados, pero en una sociedad que sólo premia lo que se puede vender y comprar (la actividad comercial y empresarial, de nuevo), les fue muy, muy mal.

Quizá a ti ése te parezca el orden correcto de las cosas, pero a mí ciertamente no. Quizá, como argumento en mi entrada, tú eres de aquellos que valoran la actividad de las personas en función del dinero que producen, y eso te parece bien. Entonces ya no tenemos nada que discutir tú y yo.

Aquiles Brinco dijo...

Todo esto termina resumiendo uno de los varios defectos del capitaslismo, tanto el "cuates" como el otro (y no soy un comunista que quiere quemar casas y comer niños, por si acaso algún huevón... de hecho, a grandes rasgos, me gusta el capitalismo). Una cosa que me llama la atención, es que las actividades no-comerciales que dices que deben ser reconocidas, deberían partir con un reconocimiento social en primer lugar, que llege al común de la gente, porque si no, se terminan viendo como cosas propias de las élites únicamente (especialmente con los artistas) tal y como en la Biblioteca de Alejandría.

Por otra parte, eso de que los pobres son pobres porque quieren es un absurdo, propio de gente arribista e ignorante, y me disgusta (y apena) mucho que quede gente con esa mentalidad.

Y con respecto a la palabra "huevón", ¿cómo se pronuncia allá? ¿Con todas sus letras, o como un "weón", o "ueón", que es el usado acá?

Anónimo dijo...

que tal? aquí metiendome donde no me llaman.

Creo que el problema de la discusión es que no se entendió cada quien su punto y que andan generalizando mucho, existen muchos tipos ricos como los ejemplos que dió "Arg" de personas que comenzaron de abajo y subieron, pero también hay otros tipos de ricos que solo lo son por tener un apellido (por ejemplo donde trabajo, los jefes todos son familiares)

Además la entrada es mas del tipo "hippie apestoso con olor a pachulli" que quiere que haya amor y paz y que todos seamos iguales y que todos valemos mucho, y pareciera que Arg se ofendió, a lo mejor es un empresario explotador de trabajadores :P jejeje

Bueno, no se me ocurre mas nada, ya dejaré de meterme donde no me llaman :P

arg dijo...

"Sobre tu suegro, yo qué sé. Igual y sí tu suegro era demasiado obtuso o demasiado despilfarrador y no le echaba ganas a su trabajo y su amigo sí le talacheó." A final de cuentas estas de acuerdo conmigo,la riqueza viene detrás del esfuerzo.
Releí el post y lo capto, te planteo las cosas de otro modo: miles de personas en todo el mundo emprenden a diario una actividad empresarial la mayoría no tiene éxito,la enfermera no gana lo mismo que quien dirige una corporación por el mismo motivo que Kodak y WALMART no ganan lo mismo; cuando WALMART era apenas una solo tienda Kodak era ya una corporación mundial. Los fundamentos son los mismos.
Si relees mi comentario anterior no dije que Bécquer y Van Gogh eran Huevones dije que posiblemente lo eran; es evidente que no fueron tontos.
Yo no valoro ni la actividad ni a las personas en función del dinero que producen o tienen; creo en el esfuerzo,probablemente tu ninguneas al concepto del "self made man" para mi es el fundamento del progreso humano; No soy ni Slim ni un Intelectual pero económica y culturalmente estoy muy lejos del sitio en que nací, no herede nada,no me regalaron nada,soy autodidacta.
En mi primer comentario te pregunte como te explicas que miles de personas que llegan como ilegales a un país que no es el suyo,no hablan el idioma de ese país y no tienen ni 6 años de escolaridad son mas Ricos que cientos de miles que nacieron en ese país, que tienen el idioma de ese país como lengua materna y tienen 12 años de escolaridad.
Tengo otra duda que ojala me ayudes a resolver,¿porque tu eres mas Rico culturalmente que la mayoría de la gente de México? Tienes una Riqueza cultural e intelectual muy superior a la que tienen la mayoría de personas que tienen mas recursos económicos que tu, ¿Porque?

Kelly Key dijo...

"hippie apestoso con olor a pachulli" JAJAJJAJA me sentí aludida, fisicamente no tengo nada de hippie, pero mi corazón es 100% hippie y en mi casa todas las tardes hay un difusor encendido con aceite de pachulliiii!!!

Bueno respecto a la entrada, coincido en general contigo, es completamente cierto la sociedad actual remunera mas las actividades que por ejemplo hacer ver mejor el indicador de empleo nacional, aunque sea un mugre call center donde le mal pagan a los empleados.

Las personas tenemos miedo de dedicarnos a lo que nos apasiona porque "no vas a tener ni que comer". esas palabras las escuché mucho en mi epoca de decidir que estudiar.

Yo no soy ambiciosa respecto del dinero, no lo tengo y no me interesa acumularlo, para mi el dinero es una promesa de recibir un servicio a cambio cuando lo necesite. Digo que tengo el dinero que necesito y hasta ahí ni siquiera tengo cuenta de banco. Pero esa es mi forma de pensar y no puedo hacer que los ricos piensen lo mismo, aunque tal vez sí piensan lo mismo porque ellos creen que necesitan esas cantidades de dinero.

Creo que como en toda actividad que se realice, debería uno detenerse a pensar si en mi proceso de acumular riqueza estoy dañando a la comunidad o al planeta.

Yo al menos trato de dejar mi dinero en manos de aquellos que creo que merecen ser mas recompensados; compro siempre que haya la opción productos orgánicos producidos en México, voy a los abarrotes pequeños y evito tiendas grandes, donde se despedicia mucho alimento que termina en la basura por tiempos de caducidad, además de que el hecho de ver tanta comida ahi esperando que la compren mientras hay gente muriendo de hambre me causa mucha angustia, no compro absolutamente ningun producto que este en la lista roja de transgenicos de greenpeace y otras fuentes que consulto con regularidad, contrato servicios de costura en lugar de comprar ropa manufacturada, prefiero un carpintero a ir a
la mueblería y siempre que puedo doy propina aparte del costo del servicio, no regateo al comprar artesanía en mis viajes, hay mucha gente que se compra accesorios o fantasía "fina" (no se como eso pueda existir) por 600 pesos y luego le estan regateando 5 pesos a los de las pulseritas en la playa.

En fin no puedo ni debo esperar que todos piensen como yo ni es lo que quiero, solo quiero que respeten el hecho de que no todos queremos vivir en un sistema económico como el que actualmente tenemos y que cualquier actividad económica debe primero estar enfocada al bienestar de la comunidad y a la conservación del medio ambiente. Si ademas genera dinero, excelente!

Anónimo dijo...

Saludos estimado Ego, si no estoy equivocado la riqueza no es igual al dinero, si no más bien esta proviene del trabajo de las gente. El gran problema del capitalismo financiero es que todos creemos que esto es asi, el hecho es que en el actual sistema todo se resume a ganar dinero, aun a costa de la riqueza, teniendo en cuenta que existen algunos casos en los cuales empresas rentables son desmanteladas y luego sus activos subastados por que asi se gana mas dinero. Creo sinceramente que el problema es un sistema en el que todo se resume al dinero e incluso la riqueza real se ve amenazada por el, lo cual es aun mas grave teniendo en cuenta que el capitalismo se supone debe de priorizar la produccion de bienes y servicios. Desgraciadamente este es el sistema en el que vivimos y debe ser cambiado, o a futuro puede que los extraterrestres comiencen a comprar la tierra por acciones, (eso claro si existen). Por cierto muy interesante blog con entradas que realmente dan que reflexionar.

Maik Civeira dijo...

"A final de cuentas estas de acuerdo conmigo, la riqueza viene detrás del esfuerzo."

Por eso digo que no le agarraste bien la onda al post: no es a final de cuentas, es a principio de cuentas. Es decir, desde el principio de la entrada admití que:

"Desde luego que para hacerse rico como empresario, banquero, hombre de negocios o así por el estilo, hacer falta talento y esfuerzo. No dudo que un empresario que levanta un negocio pequeño y con el paso de los años lo convierte en una cadena millonaria, sea poseedor de habilidades y talentos, desde la capacidad de organización y administración, hasta la visión a futuro y la intuición para detectar buenas oportunidades."

Ése es el punto de partida de mi post, pero tú pareces creer que yo dije que no es por esfuerzo o inteligencia que los ricos son ricos, pues te has esforzado repetidamente en rebatir esa idea, que no expresé aquí.

Lo que yo quiero decir es que:

"No es que un empresario (o banquero, corredor de bolsa, etcétera) se vuelva millonario sólo por ser más inteligente y más esforzado que los que no son millonarios. Mucha gente es hábil y se esfuerza mucho en su ocupación y no se hace rica. Lo que pasa es que los millonarios se dedican a una actividad en la que el talento y el esfuerzo son premiados por nuestro sistema socioeconómico actual mediante recompensas monetarias, de una forma en la que muy pocas de actividades lo son."

Tu ejemplo de Kodak y Walmart no es una analogía correcta del caso de la enfermera. Walmart no empezó ganando lo mismo que Kodak, porque Kodak llevaba muchos más años como un gran emporio. Pero tanto Kodak como Walmart finalmente son empresas e, idealmente, una empresa pequeña, con mucho trabajo, buenas decisiones y las condiciones adecuadas, pasado el tiempo justo terminará convirtiéndose en una gran empresa. Pero de nuevo, volvemos a la actividad empresarial, de donde sigues sacando estos ejemplos, en realidad confirmando lo que yo sostengo en mi post.

Mira, la enfermera podrá ser excelente en lo que hace y partirse el lomo trabajando toda su vida, y nunca va a ganar lo mismo que un directivo de Walmart... ¡Ojo! COMO ENFERMERA, no como dueña del hospital, ni directora de un servicio de enfermeras privadas, ni como fundadora de una compañía que fabrique gorritos para enfermera. Como enfermera, que es una actividad loable y valiosa EN SÍ MISMA, no como el primer paso hacia un futuro empresarial exitoso.

Quizá a la enfermera no le interese convertirse en empresaria o directiva, quizá no tenga las aptitudes para serlo. Pero eso no significa que se deba menospreciar su labor, ni que se le deba considerar como alguien "con mentalidad de pobre".

Ése es mi punto: que hace falta valorar las demás actividades, las que no son empresariales ni financieras, y que si se les valorara como es debido, muchas ocupaciones muy nobles y benéficas para la sociedad, que hoy en día no son muy redituables, se recompensarían como es debido.

Maik Civeira dijo...

Sobre los migrantes: obviamente trabajan muchísimo, ¡nunca lo he negado! Pero por cierto que su caso ejemplifica muy bien que las condiciones que los rodean sí importan: viajan a otros países porque saben que en ellos sus esfuerzos y talentos serán mejor recompensados que en su país de origen.

Sobre mi "riqueza intelectual", si es que hay tal... No creo que venga al caso. El conocimiento, su generación y su difusión se dan de manera muy distinta a la generación y distribución de las riquezas materiales. Me parece que es otra analogía que no chambea.

AAntonioRG dijo...

Los migrantes son la prueba contundente de los resultados del esfuerzo,en el caso de los migrantes aun en condiciones desfavorables obtienen mas riqueza mediante el esfuerzo y el talento.
A pesar de tu modestia es fácil ver que los individuos obtiene riqueza intelectual de un modo muy similar al que obtienen riqueza económica,talento natural combinado con mucho esfuerzo y constancia;nunca tendré en dinero que tiene Slim así como nunca tendré la cultura que logro acumular Ernesto de la Peña.
Ojala pudieras explicar porque esta analogía no chambea.
Según mi propia experiencia las condiciones propias de cada País hacen que ciertas actividades no sean valoradas; Un bombero no vive igual en México que en Canadá, crecí viendo la actividad policíaca como algo desagradable donde vivo ahora ser Policía otorga muy buena paga ademas de prestigio, En México ser Sacerdote Católico es muy reconocido donde vivo ahora un sacerdote católico no es mas importante que que un Bartender.
Quizá el primer paso para que las actividades nobles sean mejor remuneradas es que las personas les reconozcamos la importancia que tienen,mientras estas personas sean " La chacha" "El macuarro" y nos dirijamos a ellos con un "Bueno Poli no esta haciendo nada póngase a barrer" nunca van a alcanzar el pago que merecen.

Maik Civeira dijo...

Bueno, señalar todo lo que hace diferente al concoimiento de las riquezas monetarias, daría para otro post. Sin embargo, coincidimos en que el talento y el esfuerzo están detrás de ambas formas de "enriquecimiento". Como eso es algo que no negué en esta entrada, no creo que quede más que discutir en ese sentido.

Eso sí: las condiciones iniciales son también factores influyentes. En mi casa: haber nacido en una familia en la que ser culto es considerado un valor, con unos padres que nunca escatimaron en mi educación y que jamás se negaron a comprarme un libro.

Tú mismo lo ejemplificas muy bien: los migrantes se van otros países en los que sus esfuerzos y habilidades serán mejor recompensados que en sus países de origen. En países desarrollados ocupaciones como ser bombero, policía, profesor, enfermera, son mejor apreciados y por tanto mejor pagados que en nuestro México.

Otro ejemplo: el padre de un alumno, que es holandés, me señalaba indignado cómo en México los jefes parecen creer que como pagan a sus empleados un sueldo determinado por hacer una actividad determinada en un horario determinado, pueden ordenarles hacer lo que les dé la gana a la hora que les dé la gana, mientras que en Holanda cualquier cosa que se salga del horario o de la actividad específica por la que se recibe el sueldo, debe recibir una compensación extra.

Entonces, nunca he negado que el esfuerzo y la habilidad estén detrás del enriquecimiento, sólo insisto en que no es el único factor. Otros cuentan también.

Carlos Angeles dijo...

Ego, me divierto mucho con tus post, con los comentarios que te dejan, pero al final coincido contigo y no se si eso me hace feliz, estamos jodidos ¿no?

En esta ocasión me recordaste lo que siempre me han dado ganas de escupir cuando algún idiota dice "los pobres son pobres porque quieren": ¿Y por qué chingados un pseudoartista tipo Thalia gana más que un campesino o un barrendero? ¿Cuanto pedirían ganar ellas por un día haciendo lo que hace cualquier campesino? ¿Cuanto aguantaría cualquiera de ellas en esas condiciones antes de amargarse? Estos asuntos de la riqueza y la pobreza dan para mucho.

AAntonioRG dijo...

Finalmente seria interesante que nos regalaras un Post analizando que sistema político y económico funciona en los países que las actividades mas humanas son mejor apreciadas y mejor remuneradas.

Anónimo dijo...

muy pero muy malas conclusiones ego, te estas olvidadndo de la regla mas importante de los negocios y por consiguiente el capitalismo:
"OFERTA Y DEMANDA"
Por ponerte un ejemplo tus ganancias como maestro contra las ganancias del dueño de la coca cola:
no se que tan grande sea tu grupo o de cuanto sea tu sueldo, pero para facilitar mi explicacion voy a suponer que recibes aproximadamente 200 pesos por alumno.
ahora en cambio el dueño de la coca cola ha de recibir aproximadamente 2 0 3 pesos por botella vendida, segun la logica de tu post es una injusticia que tu ganes alrededor de 100 veces mas que el dueño de la coca cola.
Pero mientras tu trabajas con un nimero pequeño de estudiantes en un muy reducido espacio de tierra, las coca colas se venden millones y millones alrededor de todo el mundo. Y claro al final del dia las ganancias netas del señor coca cola seran mayores, aunque empezo en un pequeño negocio local.

Adrian Rodriguez dijo...

Se trata de la actitud: "¿No tienen pan? pues que coman pasteles"

Muchas personas adineradas piensan que reciben el nivel de recompensas materiales por que sus actividades tienen más valor.

¿Fabricar coca cola es más valioso para la sociedad que formar y educar personas?

¿Por qué un actor de cine cobra millones de dólares mientras que un médico cobra $500 MN la consulta?

500 por consulta no está mal, pero es desproporcionado al valor que su trabajo aporta a la sociedad si lo contrastas con la recompensa que recibe el actor de cine.

Anónimo dijo...

Aquí el anonimo que dijo lo de "hippie apestoso con olor a pachulli"

Kelly Key: fue sin ofender ni lo digo de mala onda, es que un dia escuche eso en un programa de radio y me dio mucha risa y desde entonces les digo asi a los hippies :P

Espero no te sientas ofendida

Alu dijo...

Creo que el punto de Ego queda claro, pero quisiera añadir algo mas, que de todas maneras está implicito en el post: El mundo no se divide en ricos esforzados y pobres flojos, ni en ricos explotadores y pobres oprimidos. En el mundo hay de todo, y ponerse a juzgar quien merece algo y quien no, es un cuento de nunca acabar, una perdida de tiempo. Lo más útil que se puede hacer es velar porque cada individuo tenga las mismas oportunidades para desarrollarse, crear leyes para proteger al débil, y fomentar la educación, pero me refiero a la moral: si hay atropellos en el mundo es por la deshumanización.
Soy de las que creen en el sano equilibrio, no soy de las que piensan que" quitarle a los ricos para darle a los pobres" sea una solución, pero si que si tienes dinero de sobra, hay un deber moral (y debería ser legal también) de ayudar a la sociedad, contribuir al desarrollo de servicios públicos que beneficien a todos.
Es una forma de pensar idealista, y puede que el mundo no funcione nunca de esa manera, pero creo que es la correcta, y vale la pena intentarlo, no?

Sir David von Templo dijo...

Vaya que se ha puesto bueno el debate. Así que vengo a aportar mi granito de sal.

Antes que nada, para cualquier actividad humana, ya sea que se enfoque en la obtención de conocimiento, riqueza o bienestar humano, se requiere de talento y esfuerzo, eso no se discute. Lo que creo que no ha quedado muy claro es que para cada una de estas diferentes actividades se requieren habilidades, capacidades y perfiles diferentes (porque esas actividades tienen objetivos diferentes).

Ahora bien, en nuestra cultura, las actividades en las cuales el objetivo es generar riqueza han alcanzado prioridad por sobre las actividades destinadas a obtener bienestar social o conocimiento (que también sirve para obtener bienestar social o riqueza, dependiendo de como se utilice), y si bien es cierto que la riqueza permite obtener bienestar social (al permitir la adquisición de bienes o servicios), cuando esta se acumula en pocas manos (que es lo que suele pasar cuando se le da prioridad a las actividades que generan riqueza, y también debido a que no todos los humanos están en igualdad de condiciones, o interactúan con exactamente los mismos factores) menos personas pueden acceder a obtener ese bienestar.

El conocimiento tiene una forma de distribución diferente a la riqueza. Mientras que la riqueza se divide cuando es repartida entre la gente, y entre más gente, menos riqueza para cada uno, con el conocimiento ocurre exactamente lo contrario. Cuando un grupo de personas comparten el conocimiento que cada una tiene con el resto del grupo, el conocimiento se multiplica, ya que ahora cada persona tiene más conocimientos que con los que empezó, además de que en las acciones necesarias para compartir el conocimiento, como el dialogar, comparar datos, etc., se esta generando nuevo conocimiento. Es decir, que con el conocimiento, a mayor número de personas, mayor cantidad de conocimiento se genera.

La oferta y la demanda no chambea mucho en esto, ya que el hecho de que un bien o servicio sea muy consumido no implica que este sea realmente necesario, o que aporte algo realmente útil (en ocasiones puede ser incluso dañino). Aquí más bien habría que revisar cuales son las prioridades de la sociedad y hacer una concientización. Claro, cada quien es libre de comprar o meterse lo que se le de su chingada gana, pero tampoco a costa de su propia integridad, o de la integridad de terceros.

Por ende, a pesar de que hay actividades que son más redituables en dinero que otras, cuando estas otras tienen como objetivo brindar bienestar duradero a la gente, lo éticamente correcto en este caso es recompensar a esas personas. Yo se que muchas de esas personas no tienen esa visión empresarial, y es porque en la mayoría de las casos esa gente no busca amasar fama y fortuna para si mismos, sino ayudar al prójimo.

Y eso es todo lo que tengo que decir al respecto.

Kelly Key dijo...

jajjaja todo bien anonimo, no me considero tan importante como para sentirme ofendida. igual que a ti, me dio mucha risa :)

-antonio dijo...

Sir David von Templo, el párrafo que escribiste:

"El conocimiento tiene una forma de distribución diferente a la riqueza. Mientras que la riqueza se divide cuando es repartida entre la gente, y entre más gente, menos riqueza para cada uno, con el conocimiento ocurre exactamente lo contrario. Cuando un grupo de personas comparten el conocimiento que cada una tiene con el resto del grupo, el conocimiento se multiplica, ya que ahora cada persona tiene más conocimientos que con los que empezó, además de que en las acciones necesarias para compartir el conocimiento, como el dialogar, comparar datos, etc., se esta generando nuevo conocimiento. Es decir, que con el conocimiento, a mayor número de personas, mayor cantidad de conocimiento se genera."

Lo voy agregar en mi perfil de FB como citas favoritas.

saludos

Roland dijo...

No entendí lo de los ninjas, pero muy buen artículo Maik.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails