martes, 9 de septiembre de 2014

Neutralidad de red: ¿Qué es y qué me importa?



En los últimos meses la expresión "neutralidad de red" o "net neutrality" se ha popularizado y pasado a formar parte de las discusiones que se dan en medios y redes sociales, especialmente desde que se han revelado planes del gobierno actual para vigilar y regular el uso que los ciudadadanos dan a Internet (aquíaquí y aquí). Dichos planes, que incluyen acabar con la neutralidad de red, no son exclusivos del gobierno mexicano, sino que forman parte de una tendencia a nivel global, impulsada por gobiernos y corporaciones, para tomar el control sobre Internet, hasta ahora el medio más libre y democrático de cuantos han existido en la historia humana.

¿Qué es la neutralidad de red? Uno de los aspectos más maravillosos de Internet es la posibilidad de que puedas dedicar tu tiempo lo mismo a revisar los sitios web de una gran corporación como, digamos, Time Warner (así sea desde CNN hasta Cartoon Network) o instruirte en la Wikipedia o via Khan Academy, ver películas clásicas en Cuevana, o checar las opiniones sobre política o ciencias que tienen diversos blogueros alrededor del mundo. Y que puedas hacer todo eso con la misma facilidad, a sólo un click de distancia. No importa que Time Warner sea una corporación megapoderosa, que Wikipedia sea un proyecto colectivo llevado a cabo por voluntarios, que el bloguero no ponga ni gane un peso para expresar sus ideas en la web: todos estos contenidos te llegan con la misma facilidad y a la misma velocidad.



Esto es gracias a la neutralidad de red. Este principio asegura que tu proveedor de servicios de Internet no puede discriminar entre los datos que recibes o envías a través de tu conexión. No puede restringir tu acceso a tales o cuales sitios o contenidos, ni puede hacer que cargar algunas páginas sea más rápido que cargar otras. Ello es lo que ha permitido que en este medio poco importe el poderío de una corporación enorme; cuando es igualmente fácil y accesible escuchar las opiniones de un locutor de televisión que de un humilde maestro de bachillerato, lo que importará es la calidad del contenido.

Ahora gobiernos y corporaciones quieren destruir la neutralidad de red. ¿Por qué? Por control y por negocios. Sin una neutralidad asegurada, tu proveedor de Internet podría cobrar a las grandes empresas para que sus sitios web tuviera preeminencia sobre los demás. Esto se vuelve más peligroso cuando la misma corporación es tu proveedor de Internet. Por ejemplo, muchos en México han contratado el (caro y lento) servicio de Telmex. Muchos usuarios también tienen cuentas con Netflix para ver películas. Pero Telmex tiene su propio servicio de televisión por Internet: Clarovideo. Sin neutralidad de red, Telmex podría hacer que la conexión a Netflix fuera mucho más lenta que la conexión a Clarovideo, prácticamente obligando a sus clientes a contratar este servicio.

Proyectos como Wikipedia no podrían pagar a los proveedores lo necesario para que los demás usuarios pudieran acceder a sus sitios de forma rápida. Lo mismo le pasaría a todos los usuarios que crean y suben contenidos, desde blogueros hasta youtuberos. Sería el final del Internet 2.0

Por su parte, los gobiernos podrían coludirse con las empresas que prestan servicios de Internet para que éstas restrinjan o dificulten el acceso a sitios web o contenidos que no fueran de su agrado, como aquéllos que contravinieran sus intereses políticos o sus ideas religiosas. Después de todo, no olvidemos que las redes sociales jugaron un papel importantísimo en el surgimiento de movimientos sociales alrededor de todo el mundo que han sido una enorme molestia para gobiernos, corporaciones y otros poderes fácticos. Cuando quisieras entrar a este blog o a cualquier página que tuviera los privilegios económicos o políticos que se quieren instaurar, te toparías con la infame y temida Rueda de la Muerte:



Ahora mismo se está dando una gran lucha por la neutralidad de red en Estados Unidos y otros países. Es vital difundir consciencia sobre la neutralidad de red y su importancia para un Internet libre y democrático. El futuro de Internet como lo conocemos depende de ello.

Para mayor información checa este artículo de io9, si quieres unirte a la lucha consulta este sitio, o checa el siguiente video:




4 comentarios:

Danielov dijo...

No conocía tal término. Las implicaciones resultan profundas, y por lo mismo, perturbadoras.
Saludos. Siempre un gusto leerte. ^_^

Anónimo dijo...

¿Qué podemos hacer para evitarlo?

Maik Civeira dijo...

Saludos Danielov, y gracias.

Anónimo: Por lo pronto, empezar a difundir la información, que se convierta en un asunto de interés mundial para el ciudadano de a pie. Luego, hay varias iniciativas para presionar a las autoridades, tales como enviar correos masivos a los legisladores o recaudar firmas. Es un inicio.

Alexander Strauffon dijo...

Bien dices, la difusión es importante. Y es la primera parte. La acción conjunta que deje en claro no solo al gobierno, sino a la iniciativa privada/corporaciones (que son quienes inyectan lana aquí y alla) que hay consecuencias reales esperándoles si siguen adelante con ese plan.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails