sábado, 20 de febrero de 2010

Creer en el Trimegisto y la Ley de la Atracción

El siguiente mail me lo mandó una amiga mía muy querida, con la mejor intención del mundo, porque ella es muy buena persona, además de muy lista y una talentosa artista... y dicho esto, espero que no se ofenda con todo lo que voy a escribir.

Se trata de una presentación de Power Point de las que se envían en cadena. Ésta dice al iniciar [conste que sic]:

"QUIERO REGALARTE UNO DE LOS TESOROS MAS PRECIOSOS QUE JAMÁS HALLAS RECIBIDO… PERO PARA ELLO NECESITO QUE ME ABRAS TU CORAZÓN… SI ASÍ LO HACES… VERAS COMO TU VIDA SE INUNDARÁ DE DICHA Y PROSPERIDAD"

Y luego empieza lo bueno:

QUIERO CONTARTE QUE… HACE MILES DE AÑOS ATRÁS, EXISTIÓ UN GRAN HOMBRE CUYA INMENSA SABIDURÍA TRASCENDIÓ FRONTERAS Y CON ELLA VENCIÓ AL MISMO TIEMPO.







Es decir, es un rollo relacionado con la Ley de la Atracción, en esta ocasión atribuyéndole su autoría al Hermes Trimegisto. Luego sigue una serie de citas de gente ilustre (Einstein, Graham Bell, Luther King, Kant, Churchill, Platón, Goethe, Victor Hugo...) fuera de contexto y mezcladas con citas de líderes esotéricos y una explicación de cómo funciona la Ley de la Atracción.

Empezaré citando a mi sensei, modelo a seguir e intelectual favorito, el señor Umberto Eco, sapientísimo erudito que se sabe de todas todas sobre historia medieval, filosofía antigua, ondas esotéricas, teología, política, literatura, cultura pop, ciencia y, en general, cualquer cosa que a usted se le ocurra. En un artículo titulado precisamente Creer en el Trimegisto y que apareció en su libro A paso de cangrejo, mismo que recomiendo ampliamente, Eco dice:
"La historia del Corpus hermeticum es apasionante. Se trata de una serie de escritos atribuidos al mítico Hermes Trimegisto -el dios egipcio Tot, Hermes para los griegos y Mercurio para los romanos, inventor de la escritura y del lenguaje, de la magia, de la astronomía, de la astrología, de la alquimia, y además identificado con Moisés-. Naturalmente, estos tratados eran obra de autores diversos, que vivieron en un ambiente de cultura griega alimentada por cierta espiritualidad egipcia, con referencias platónicas, entre los siglos II y III d.C.

Que los autores son varios está ampliamente demostrado por las numerosas contradicciones que se encuentran entre los distintos libritos, y que eran filósofos helenizantes y no sacerdotes egipcios nos lo sugiere el hecho de que en los tratadillos no aparecen referencias consistentes ni a la teúrgia ni a ninguna forma de culto de tipo egipcio. Que estos textos pudieran seducir a muchas mentes sedientas de nueva espiritualidad se debe a que, como dice Nock, 'representan un mosaico de ideas antiguas, a menudo formuladas por medio de alusiones breves... y tan carentes de lógica en el pensamiento como carentes de pureza clásica en la lengua'. Como veis el balbuceo está hecho a propósito para suscitar las infinitas posibilidades de interpretación."
En otras palabras: a) Hermes Trimegisto no existió; b) Los textos que se le atribuyen son mucho más recientes de lo que se pretende; c) Están escritos para engañar a los incautos, no dirigidos a la gente culta.

Como vimos en la entrada anterior, la ignorancia es madre de la credulidad, y podemos agregar un nuevo corolario: "Si no sabes de historia, puedes creer que Hermes Trimegisto existió y que escribió el famoso Corpus hermeticum."

Nótese que Eco no menciona nada de la Ley de la Atracción. Esto se debe a que el atribuirle la autoría de dicha Ley al Trimegisto es cosa nueva, puesto que no figura en el Corpus hermeticum. Así, tenemos otro corolario: "Si no sabes de mitología..." (y creo que le estoy haciendo un favor a estas supersticiones al llamarlas mitología) "Si no sabes de mitología, puedes creer que diversas creencias mitológicas son idénticas o equivalentes, cuando en realidad no son ni siquiera compatibles".

Dejando en claro que el Trimegisto no existió ni dijo nada sobre la Ley de la Atracción, pasemos a analizar lo que sigue. La presentación dice que "Ningún conocimiento oculto ha sido tan celosamente guardado como los fragmentos de sus enseñanzas". Entonces uno se pregunta: ¿y cómo carajo lo andan publicitando por e-mail? De cualquier forma ya sabíamos que eso de "El Secreto" no tiene nada de tal.

En cuanto a lo de las citas de gente ilustre, debo decir que he leído la obra de algunos de ellos y de casi todos los demás conozco sus ideas a través de libros sobre historia de la filosofía y el pensamiento humano, y por ello puedo saber (a diferencia de quien cree y reenvía estas cadenas) que dichas citas están fuera de contexto y nada tienen que ver con la Ley de la Atracción ni con el Trimegisto. Así que aquí tenemos un nuevo corolario: "Si no sabes de filosofía puedes creer que los grandes hombres pensaban igual y compartían un secreto que los hacía sabios".

Ya a estas alturas, viendo cuántas falsedades contiene la carta en cadena, uno podría deducir que todo lo demás también son patrañas. Pero por puro amor al arte, me voy a ir en contra de la Ley de la Atracción. Ésta sostiene que todo lo que pensamos en nuestras cabecitas se manifiesta en la realidad. Que si tienes pensamientos negativos (incluso inconscientes) éstos atraerán hacia ti cosas negativas. Por ello, debes pensar siempre cosas positivas, puesto que así se materializarán. La cadena incluye un instructivo para que te concentres en lo que quieres 15 minutos al día para que tarde o temprano lo obtengas.

A todo esto debo decir que simple y llanamente NO ES CIERTO. Dejemos de lado los efectos que el estado de ánimo puede tener sobre la salud; está más que demostrado que el estrés y la depresión pueden afectar el organismo, pero por más relajado y alegre que estés no te vas a salvar del ébola o de un tumor en el cerebro.

Pero, fuera de esto, hay que entender que los pensamientos no son más que reacciones electroquímicas en nuestros cerebritos y de ninguna forma afectan la realidad. De nuestras cabezas no salen energías que viajan por el mundo y transforman lo que existe. El universo existía mucho antes de nosotros y seguirá allí cuando ya no existamos, queramos o no. Cuando mueras, los gusanos se comerán tu cerebro, y no es porque los hayas atraido hacia él. Nuevo corolario: "Si no sabes cómo funciona el cerebro puedes creer que tus pensamientos salen de él en forma de ondas energéticas que transforman la realidad".

El pensar que las reacciones neuroquímicas de un grupo de monitos puede transformar la realidad no es más otro ejemplo de la primitiva forma de pensar de que el universo fue hecho a la medida del hombre (el cual fue hecho a imagen y semejanza de los dioses).

Por ejemplo, recordemos al tipo aquél (un exjefe mío) que dijo estas joyitas:

"Todos dicen que en Ciudad Juárez hay mucho crimen, pero cuando yo viví allí nunca me asaltaron. ¿Saben porqué? Porque yo no iba pensando que a mí me iban a asaltar."

"Cuando voy a ver a un cliente trato de no pensar en él durante el camino, porque una vez estaba yendo a ver a un cliente y pensé '¿Y si no está?'. ¡Y cuando llegué a su casa no estaba!"

Se requiere una dosis extrema de arrogancia y self-importance para creer que una persona actuará de cierta manera debido a que tú lo pensaste así. Si hay un asaltante que por tal o cual cadena causal se encuentra detrás de la esquina que tú estás a punto de doblar, no va a importar qué tan positivo sea tu pensamiento. A lo mucho podrás aparentar seguridad y valentía y con ello disuadir al atacante. Y si una persona se ve obligada por una serie de circunstancias a salir de su casa, los pensamientos que un vendedor tenga en el camino no tendrán nada que ver.

El crimen organizado no es producto de que la gente le tenga miedo y piense en él. Es producto de complejos factores socio-político-económicos. Pero a un perezoso o a un ignorante les será más fácil pensar que todo es producto de la magia a tratar de comprender la complejidad de la realidad social. Nuevo corolario: "Si no tienes consciencia social, puedes pensar que el crimen es producto del pensamiento negativo".

Por último quiero agregar que todo esto de la Ley de la Atracción no es solamente falaz, sino peligroso. Con base en esta superstición se puede alegar que quien padece injusticias, pobreza o enfermedades, es porque así lo merece, o porque ha atraido estas desgracias a su vida con pensamientos negativos. Lo mismo, pero a la inversa, se aplicaría a quienes llevan una vida afortunada.

El caso es similar al del karma, concepto creado en la férrea y terrible esructura de castas de la India: si naciste pobre es porque hiciste cosas malas en tu vida anterior; no como yo que soy Rajah debido a que me porté muy bien y por ello me lo merezco.

Otro concepto similar es el que tenían los puritanos anglosajones que colonizaron Nortemérica. Su credo sostiene que Dios ha designado de antemano quiénes van a salvarse y quiénes no, y que la prosperidad material de una persona es señal de que Dios lo ha elegido para salvarse. Este tipo de pensamiento es común en muchas religiones. Si su origen se encuentra en la sinceridad de alguien que de verdad creía eso es un misterio, pero el caso es que han sido utilizadas como medio de control de la sociedad, al asegurarse de que la gente se resigne a vivir en la miseria y nunca alzarse contra los poderosos, porque si las cosas están así es porque Dios / el karma / las energías lo quieren.

Y así podemos concluir que Carlos Slim es uno de los hombres más ricos del mundo porque ha pensado muy positivo, mientras que los mexicanos que viven en la más absoluta miseria están ahí porque se lo merecen, o porque quieren.

Lo de la Ley de la Atracción es particularmente peligroso porque se presenta como una idea no asociada con ningún culto en particular, sino como algo en lo que personas de cualquier religión o sin ella pueden creer. Y ya que la Ley de la Atracción sostiene que los prósperos lo son porque lo merecen y lo mismo con los pobres, no es de extrañar que esta forma de pensar tenga tanto éxito en la cultura corporativa, y se predica en las oficinas. Como otras tantas supersticiones (piénsese en el derecho divino de los reyes) ésta sirve para sostener el sistema socio-político-económico imperante. La Ley de la Atracción es otra forma de control irracional que sosiene la gran mentira capitalista: que todos podemos ser ricos, y quien no lo es, es porque no quiere. 

Un último corolario: "Si no sabes de historia, y de historia de las religiones en particular, puedes dejarte engañar por cualquier taimado predicador y ser manipulado a su antojo".

19 comentarios:

El Ciudadano X dijo...

Como siempre muy elocuente mi estimado Ego, aunque solo agregaría que este tema es muy viejo, recuerdo hace muchos años, cuando mi padre llego al senado le aventaron un couching ( bueno, no se como de diga) 1988 donde les refundieron todos estos conceptos de anotar lo que querían para que se les materializara, lo que me parece fantastico, es que siendo mi padre un academico, profesor Emérito de la Facultad de Derecho y uno de los juristas más conotados de este país, se haya tragado la patraña (debe haber sido muy bueno el ponente).
De cualquier manera creo que hay toda una industria de timadores (o engaña pendejos como decía mi abuelita) al rededor de este tema, que ya se apañaron el concepto, lo hicieron propio (como la iglesia católica se apaño a Dios) y le van a sacar todo el provecho posible durante todo el tiempo que puedan.
Me alivia saber que no se va a morir mi hijo porque no mande uan cadena, (aunque chin... tampoco me voy a sacar la loteria por las que si mandé)

CHAKZ dijo...

Bueno realmente se me hace bastante pretencioso en argumentar que lo que mencionas es la verdad. Concuerdo con muchas cosas que dices pero no comparto el llegar a una "verdad" a traves de silogismos. Yo creo que sí hay energías que recibimos y generamos, al fin y al cabo somos energía (que toma la forma de materia orgánica) y como la energía que somos muchas fuerzas pueden influir en cierta manera. Sin embargo, puedo desde mi propio ser reinventarme o generar lo que desee, cambiando mis paradigmas.
Con esto no quiero decir que lo que yo digo es verdad, pero valdria la pena de repente reflexionar si en verdad nos generamos cosas negativas o positivas. Un saludo carnal, a veces es bueno recordar como pensabas cuando eras un chamaco.

Pereque dijo...

Eco es grande. También es asombroso (o tal vez no) cómo su texto sobre el hermetismo neoplatónico puede adaptarse a todas las chorradas de moda de cualquier época (queda al fregazo para las pseudoprofecías mayas, por ejemplo).

¡Saludos!

Pablo Cabañas dijo...

Curiosamente estaba reflexionando sobre algo similar que es el Karma. Pienso que en realidad el tal karma no existe como tal, sino que depende de los diversos factores que se conjugan en las circunstancias, por ejemplo: si veo un accidente y me burlo de ello, puede que cuando me pase algo similar, el sujeto haga lo mismo o que el tipo -a pesar de lo que le "hice" anteriormente- se preste a ayudarme. Para no extenderme de más, sería una versión fusilada de la Apuesta de Pascal para aclarar el ejemplo anterior.
¡SOPAS!

Érika Berzunza dijo...

¡Hola! Excelentes reflexiones. Y ya que veo que eres una persona pensante y crítica, te pregunto: ¿Qué piensas de la desaparición de la revista Soma?

(Para la clase de Metod. de la Inv. estamos haciendo un proyecto, cuyos requisitos son pertenecer al ámbito socio cultural y escoger bien ñas fuentes de información. Estamos haciendo una encuesta sobre las repercusiones de la desaparición de la mencionada revista, que apenas logró durar un año.)

Te agradezco mucho de antemano :)

Ego dijo...

Hola, Érika:

Gracias por considerar mi opinión. Ricardo Tatto es un gran amigo mío, además de que él me había permitido colaborar con Soma, por lo que te podrás imaginar que el caso me parece lamentable. Soma era un espacio único en nuestra ciudad donde muchos interesados en el arte y la cultura podíamos expresarnos.

Sin embargo, antes de condenar la nueva dirección que tomará la revista, quiero darle el beneficio de la duda y echarle un vistazo a los próximos números.

m. Isaac. V.R. dijo...

me parece más fascinante la forma en la que se dice que cómo se dice. Ese tipo de cosas seudocientìficas tienen una forma retórica que ya quisieran tener muchos escritores y publicaciones.
El problema es el trasfondo, la forma del discurso está en relación directa con el medio. Somos una sociedad que se creó la necesidad de creer en trimegisto, eso espanta.
Saludos Maik.

Karate Pig dijo...

jajaja

oye, tu no incluirías a Paulo Coehlo entre los adeptos a estas jaladas con aquello de que "el universo conspira contigo para lograr lo que quieres" o algo así...
es lamentable que la raza opte por tomar estas ideas tan vacías, tan light, como que pensar, criticar, leer no son más que "problemas"

saludos

Ego dijo...

Sí KP, de hecho, en esas doctrinas te invitan a no tratar de comprenderlo todo, a no buscar explicaciones para las cosas, a no pensar en los problemas del mundo y etc... Está jodido y malignamente brillante.

Ego dijo...

@Chakz: todo está hecho de energía, pero no todas las formas de energía son rayitos que emanan de un lugar a otro, como mucha gente lo ha entendido. Además, los conceptos humanos de "positivo" y "negativo" no se aplican a la energía. No existe energía "positiva" ni "ngativa". Esos términos se han utilizado para describir el electromagnetismo, pero no tienen nada que ver con los valores morales, humanos y subjetivos, de lo bueno y lo malo.

Un abrazo pa' ti también.

vinxer dijo...

creo que con este post estas haciendo lo mismo que hicieron los nazis, te concentras en la ingenieria y dejas la teoria a un lado e incluso la desprecias.

Ego dijo...

@vinxer: ¿De qué hablas?

Anónimo dijo...

la verdad escribes muy bien lastima que no piensas igual y creo que si puedes convencer a uno que otro siguele hechando ganas

Creacionismo: "VETE A CASA" dijo...

Muy buen post, fíjate que en un tiempo estuve interesado en este desmadre de la ley de la atracción, leí varios artículos en incluso me reventé la película esa del secreto y toda la onda, pero pues llego el momento en el que me di cuanta que mi egocentrismo se estaba disparando a niveles insospechados y que veía a la gente en condiciones de pobreza extrema, como gente que estaba ahí porque quería, y tenia en mi mente bien grabada la idea de que el universo era tuyo y tu podías modificarlo a tu antojo (Odin, Zeus, y Jehova pueden besar mi hermoso trasero humano), si estaba medio voladon, lo bueno es que mi hermana me dio un buen madrazo mental y pude salir del atasco.

Marco Nuñez dijo...

En cuanto al cidadano X, da pena que considere a su papa un pendejo. Hijo de tigre pintito. Y en cuanto al autor del blog, pues como tu mismo dices si no conoces de lo que hablas, para que hablas, veo en ti a un ignorante ilustrado (todos somos ignorantes en algo) y tu arrogancia te pierde, investiga mas a fondo esto de la ley de atraccion ( nombre moderno ) hay muchos temas relacionados que no hablan de esta ley, pero al unir piezas va surgiendo una imagen mas completa. Corolario: si no dominas un tema no te expongas como experto porque terminas siendo lo contrario.

Julio Cesar Andres Davila Chavez dijo...

Jajajaj si pues se pasó para llamar a su padre así. Pero bueno amigo tal como se muestra en la sabiduría milenaria cada quien ve la verdad en el momento en el cual está preparado. Lástima pero varios de los hermanos que han escrito por aquí veo que no verán la realidad al menos en esta encarnación.

Julio Cesar Andres Davila Chavez dijo...

Jajajaj si pues se pasó para llamar a su padre así. Pero bueno amigo tal como se muestra en la sabiduría milenaria cada quien ve la verdad en el momento en el cual está preparado. Lástima pero varios de los hermanos que han escrito por aquí veo que no verán la realidad al menos en esta encarnación.

Javier Garcia dijo...

A esto se le llama articulo pseudocientifico ... pues el autor muestra argumentos que carecen de razonamiento y objetividad , los cuales son fundamentados por una pésima comprensión de las leyes termodinámicas, del electromagnetismo y de la relación entre el sistema limbico y la psique , pues si estos argumentos se hubiesen analizado con verdadera ética científica y no solo por el deseo de aparentar inteligencia repitiendo lo que algunos mediocres han dicho , se habria entendido que no existe diferencia entre los "ignorantes" que creen en el hermetismo y los ignorantes que sin poseer la comprension necesaria se creen científicos al ir en contra del hermetismo solo por ser un saber de caracter espiritual.

Maik Civeira dijo...

Me intriga conocer los procesos mentales que le han hecho creer que estaba usted tirando un argumento.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails